jueves, 25 de octubre de 2007

IDOM CELEBRA SUS “BODAS DE ORO”

Abro la página web de IDOM y leo qué está escrito en el apartado “Quienes somos”:

"IDOM nació en 1957, como fruto del esfuerzo y del trabajo integrador del ingeniero Rafael Escolá (Barcelona 1919 - Bilbao 1995). Apoyado por un joven ingeniero, Luis Olaortúa (1932-2003), Rafael Escolá hizo de IDOM una Asociación de profesionales en la que las personas cooperan entre sí, unidas por el trabajo y por la propiedad de la Firma, buscando el desarrollo profesional y humano, así como el mejor servicio al Cliente. "

Hoy, cuando algunos proponen como una novedad dar importancia a las personas en la empresa, recordamos a estos dos pioneros. Los buenos empresarios siempre lo han hecho.

El título del apartado está bien elegido: “Quienes somos”, no “Qué es IDOM”, porque en IDOM las personas vienen en primer lugar, son las que la han configurado y que siguen haciéndolo. Es la filosofía de IDOM desde que “Rafa”, como le llamaban los ingenieros, y Luis pusieron los cimientos. Hoy IDOM celebra sus “bodas de oro” con su gente.

Nuestra más sincera felicitación a IDOM y a sus profesionales en este 50 aniversario y nuestro agradecimiento por apoyarnos como sponsor de SECOT. No solo con dinero. Rafa Escolá fue el fundador de SECOT Bizkaia, con una gran ilusión. Al principio, el propio despacho de Rafa era nuestra sede social. Su secretaria era la que coordinaba y se ocupaba de nuestra correspondencia. En estos comienzos de SECOT en Bilbao, colaboraron con él los seniors Joaquín Martí, Manuel de la Puerta, Vicente Vidaurreta y alguno más, todos procedentes de Iberduero. Y no solo eso. Hasta su fallecimiento Luis Olaortúa fue Senior de SECOT Bizkaia. El mes anterior todavía había asistido a nuestra Reunión Mensual.

Abro el libro RAFAEL ESCOLÁ INGENIERO (de la Fundación que lleva su nombre, y escrito por Ana Cardenal y Gabriel Vilallonga), y leo que Luis Olaortúa lo quería editar en memoria de su amigo, pero que no pudo verlo terminado, porque falleció antes de su publicación. El entonces Presidente de IDOM, Felipe Prósper, hoy Presidente de la Fundación, ha dedicado el libro a Luis en el Prólogo.

Este libro, editado en 2004, además de narrar la vida de Rafael Escolá, tiene un anexo que refleja el espíritu de esta Empresa. En él se pueden ver los testimonios de amigos, compañeros y gente que conocieron a Rafael Escolá. No puedo dejar de citar algunos (con perdón por el copyright):

“Todas las personas, sin distinción tenían acceso directo a él y las conversaciones y consejos eran frecuentes” (Luis Olaortúa, 2º Presidente de IDOM)

“…de él aprendí que la autoridad, no el poder, es lo que da consistencia a las organizaciones; que la delegación sólo alcanza su pleno sentido cuando se utiliza como medio de formación, de desarrollo profesional; que las funciones directivas deben entenderse como un servicio; y que el clima de confianza en IDOM era la base de su unidad” (Felipe Prósper, 3er Presidente de IDOM)

“Rafa no halagaba; cuando elogiaba a alguien, nunca lo hacía en su presencia” (José Mª Asumendi, Director Técnico de IDOM)

“… era ingeniero de “ingenio”, no de engine (máquina, en inglés)…” (Alfonso Bielza, SENER)

“¡No te imaginas qué bien estoy. Trabajo en una firma donde aprendo y, sobre todo, me tratan como a un ser humano!” (Elvira Sanz empleada de IDOM a su amiga Maite Osta, antes de ser Secretaria de IDOM en 1964)

“La visión de Rafa era, simultáneamente, a corto y a largo. Práctica para hoy y pensamiento para mañana.” (Oscar Puig, antiguo ingeniero de IDOM)

“Siempre me impresionó por su visión de futuro y su carácter humano.” (Jesus Mª Goiri, EVE)

Etc. etc.

Al final de su mandato, en 1979, Rafael Escolá dijo en su carta de despedida: “Solo los que ahora pasáis de 40 años empezáis a saber lo bonito y agradable que es, contemplar día a día el progreso profesional de una persona joven…” “…si hoy tuviera que volver a empezar, no dudaría en elegiros otra vez a los que habéis sido mis colaboradores, compañeros de trabajo, o personas cercanas. Os deseo a todos que al llegar a los 60 años, podéis decir algo parecido.”

También hay una carta a su sucesor, Luis Olaortúa, en la que dice: “Hasta ahora hemos desarrollado una serie de ideas sobre profesionales trabajando unidos: sin pretender que hayamos inventado nada del otro mundo, sí creo que algo hemos hecho. Estoy convencido de que tú puedes seguir, no solo perfeccionándolo, sino llegando mucho más lejos de lo que hasta hoy se ha conseguido: que las personas – independientemente que sean o no de estudios – se sientan todas importantes y con ilusión de aportar ideas, cada uno en su campo, es una meta que casi no tiene límites.”

Y una carta de relevo en 1979, de Luis Olaortúa a Rafael Escolá: “…mi mayor satisfacción ha sido la participación en la creación de IDOM, con una organización y ambiente en el que el servicio, el factor humano, la amistad y la confianza han prevalecido sobre la frialdad de empresa, el materialismo y las envidias. Creo que esto ha hecho un gran bien a las 250 personas que integran IDOM y a sus familias.”

Hoy trabajan en IDOM diez veces más personas. Por algo será. El tamaño no tiene por qué afectar al espíritu de una empresa.

No he tenido la suerte de conocer a Rafael Escolá, si a Luis Olaortúa, en el Consejo de la Fundación Vasca para la Calidad (hoy Euskalit) en los principios de su existencia en los años 90, también cuando Petronor contrató a IDOM para algún proyecto importante, y finalmente como Senior en SECOT Bizkaia.

Luis Olaortúa no era un hombre alto, era un hombre grande.

1 comentario:

  1. Sin duda, si algo caracteriza a Idom es el buen ambiente en la oficina y fuera de ella.

    No tengo duda de que Idom seguirá creciendo, especialmente en el plano internacional. El presidente Querejeta se ha mostrado muy optimista tanto con respecto a la globalización de compañía, apuntando a crecer en Reino Unido o a empezar en Alemania, como al crecimiento en recursos humanos, pudiendo llegar a los 3.000 trabajadores antes de 2010, la mayoría ingenieros superiores.

    ResponderEliminar

Los seniors de SECOT tienen una larga experiencia empresarial y profesional. Los que escriben en este blog, lo hacen a título individual y SECOT no asume ninguna responsabilidad sobre los contenidos de sus aportaciones. Los lectores que tienen comentarios o sugerencias, o que quieren entrar en contacto con nosotros, lo pueden hacer usando el formulario en nuestra página web de SECOT Bizkaia.